Barolo: El nombre lo dice todo

En Italia hay vinos mejores y peores, como en cualquier otro país. Pero aquí, además, tienen el Berolo. Para muchos es, simplemente, el mejor vino italiano. Pero la cuestión no es tan simple. Podemos decir que el Berolo es un vino complicado, y en más de un sentido de la palabra. Se ama o se odia, porque no suele dejar indiferente…

03cose-da-sapere-sul-Barolo-booking-piemonte

Los vinos de Barolo provienen de los viñedos que se encuentran en una zona bastante pequeña (11 municipios en total) al sudoeste de Alba, en el Piamonte. Es una zona de colinas y, como cada ladera recibe una insolación diferente, no todas son aptas para producir este tipo de vino. Por supuesto también hay que tener en cuenta el tipo de suelo, y no todos valen. Con las uvas pasa lo mismo: utilizan las Nebbiolo, pero sólo algunas de sus variedades, como la Lampia o la Michet.

03Barolo_wineyard_©simplybetterwines.com

De siempre los barolos eran unos vinos especiales, especialmente ricos en taninos debido a una larguísima fermentación. Eran tan fuertes que necesitaban bastantes años en barricas, generalmente muy viejas, para que se suavizaran. El gusto del mercado internacional, que es mudable, dejó de apreciar los vinos de este tipo y una nueva generación de enólogos cambió completamente la forma de elaborar los vinos, reduciendo los plazos de fermentación y utilizando barricas nuevas. Se desató la “guerra de los barolos” entre las viejas y las nuevas generaciones. Conflicto a la italiana!

Otra complicación a la hora de entender los barolos es la propia estructura dentro de la DOCG. Los 11 municipios que forman parte de ella están divididos a su vez en pagos que tienen varios propietarios. Por tanto no basta con decir que un vino es “un barolo” y hay que especificar “barolo-municipio-pago-productor”, una complicación que sólo es comparable a la que se encuentra entre los vinos de Borgoña.

02Barolo

Para conocer en profundidad la historia del vino más difícil de Italia, disfrutar del paisaje donde se produce y probar sus muchas diferentes características lo mejor es dirigirse al propio Berolo. Es un pueblo que bien merece la visita. El conjunto está dominado por el castillo de los Falletti, los marqueses de Berolo, una rica familia que inició la producción de uno de los vinos más apreciados en toda Europa por los muy conocedores. No hay sorpresa al descubrir que en el castillo hay un museo dedicado al vino, donde se muestra la relación con la música, la pintura y la literatura.

Comprando vino, bebiendo vino y disfrutando se entiende mucho mejor el carácter de este vino.
Viva el vino!

04Conterno-Fantino-via-Vinoitaliano


No Replies to "Barolo: El nombre lo dice todo"


    Got something to say?

    Some html is OK